Recubrimientos PVD

El recubrimiento de material duro PVD se lleva a cabo en eifeler, casi exclusivamente mediante deposición de vapor de arco (deposición de vapor de arco eléctrico) con temperaturas <450 grados centígrados. Con la tecnología de proceso de arco, se logra una excelente adhesión sin pérdida de dureza, distorsión o cambio de la microestructura de la base del material. La tecnología de bombardeo de PVD se emplea con la capa de DLC SUCASLIDE®, CARBON-X® y la capa de lubricante sólido MoST. El recubrimiento se aplica aquí a aprox. 200 ° centígrados.

Las siguientes ventajas resultan para usted:

  • Posibles combinaciones con capas reductoras de fricción
  • Estructura de recubrimiento variable (nanoestructuras, multicapa, monocapa)
  • Decapado por medios químicos y mecánicos
  • Muy buena adherencia sobre el sustrato
  • Muy buena reproducción de superficies texturizadas y pulidas
  • Muy buen mantenimiento de la precisión dimensional y el recubrimiento de contorno verdadero
  • Sin reducción de dureza
  • No influye en la estructura cristalina del acero con una selección de materiales adecuada

Nuestros recubrimientos PVD bien probados y excelentes en resumen: